Fandom

Crepúsculo

Vampiro

Redirigido desde Vampiros

321páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Share

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Screen-Shot-2012-09-07-at-8 15 00-PM.jpg

Los Vulturi, el aquelarre más poderoso de vampiros.

Los Vampiros, también conocidos como "Los Inmortales", "Los Hijos de la Noche" y "Los Fríos" (en leyendas Quileute ), son las fabulosas criaturas sobrenaturales centrales de la Saga Crepúsculo. Son seres inmortales que se alimentan y sobreviven con la sangre de los seres humanos o animales. Han existido en mitos locales y en la cultura popular durante siglos. Aunque los vampiros de la Saga comparten ciertas similitudes con los vampiros de las leyendas, tienen mucho más características únicas y habilidades sobrenaturales que son especificas del mundo Crepúsculo.

Los Vampiros son una de las cuatro especies sobrenaturales conocidos de la serie Crepúsculo, junto con los Híbridos vampiros, los verdaderos hombres lobo (también llamados Hijos de la Luna) y los Metamorfos. A diferencia de estos últimos y de los híbridos vampiros, los vampiros una vez fueron seres humanos, la propagación de su especie empieza con la infección del veneno de uno de estos hacia un ser humano, de igual modo pasa con sus enemigos naturales; los Hijos de la Luna.

Historia Editar

El relato vampírico más antiguo del que se tiene noticia es aquel del Clan Rumano (nombrado así por la ubicación en la que se originaron, que más tarde sería conocida como Rumania), que fue el clan más poderoso durante la época previa al año 400 d.C. Su poder fue resultado de su cuantioso número; los rumanos fueron los primeros en expandir su sencillo clan a más del número usual de dos o tres vampiros. Para lograrlo, tenían que cooperar en una forma poco común entre vampiros (véase "transformación" para mayor información acerca del frenesí alimenticio), pero su autocontrol se extendía sólo a sus colegas vampiros. El clan rumano no hizo de su existencia un secreto y se alimentaba de los humanos tanto como los esclavizaba indiscriminadamente. Los rumanos fueron derrocados por el clan Vulturi entre el año 400 y el 500 d.C.  

El clan Vulturi tuvo su origen en Grecia durante la era micénica. Comenzó con tres miembros originales (Aro, Caius y Marcus) y luego aumentó a un núcleo de seis puesto que los miembros encontraron parejas románticas: Sulpicia, Athenodora y Didyme. La ambición era el elemento de su vínculo, muy parecido a lo que sucedía con los rumanos. Los Vulturi reclutaban activamente a humanos "talentosos" para su clan. Con el tiempo, usando el argumento básico de que los vampiros se deben alinear a leyes simples de mutua conveniencia, los Vulturi emprendieron una exitosa guerra contra los rumanos, que no se avendrían a esas leyes. Los Vulturi cazaron a los rumanos hasta que sólo quedaron dos sobrevivientes del clan original, Stefan y Vladimir.  

Los Vulturi conservaron el estatus de regidores a lo largo de los años mediante la fortaleza del clan y una política de no interferencia general. El clan de los Vulturi es el más grande y, fácilmente, el más talentoso grupo de vampiros que existe, pero bien podría ser derrocado si diera razón a otros vampiros del mundo para unirse en su contra. Por eso, los Vulturi no se involucran a menudo con otros vampiros y aculan contra otros clanes sólo cuando hay una queja que pudiera afectar negativamente a otros vampiros. En consecuencia, son comúnmente percibidos por la especie vampira como una fuerza positiva. Existen muy pocos vampiros vivos que precedan a los Vulturi. La mayoría ha nacido en un mundo donde las leyes construidas por los regidores son aceptadas como una circunstancia de la vida; esto protege al clan Vulturi de que se llegue a comprender que su legislación es meramente una excusa para ejercer el control sobre el mundo vampiro. 

Las Guerras del Sur Editar

Clan mexicano.jpg

Un ejercito neófito mexicano en las Guerras Vampíricas del Sur.

Un acontecimiento notable durante el periodo moderno de supremacía de los Vulturi fue la guerra en la que se sumió la mayor parte sureña de Norteamérica durante la etapa temprana del siglo XIX. Precipitado por un vampiro conocido como Benito, el conflicto se desató cuando Benito creó un pequeño ejército de recién nacidos con la intención de conquistar a los clanes más antiguos que controlaban una gran extensión de lo que actualmente es México y Texas. Su táctica fue tan exitosa que casi todos los clanes del área crearon a sus propias tropas de recién nacidos para defenderse de él y de otros clanes que también estaban reaccionando. El resultante número de bajas y desapariciones fue tan alarmante para los humanos de la zona, que se sospechaba e informaba de causas sobrenaturales (aunque más tarde se culparía al cólera por la epidemia). A la larga, los Vulturi disminuyeron en cuanto a sus fuerzas en el área pero exterminaron a todo clan que hubiera experimentado en la creación de tropas de recién nacidos o "neófitos".  

Apariencia física Editar

" Como depredadores, tenemos un exceso de armas en nuestro arsenal- tanto física, mucho más de lo realmente necesario. La fuerza, la velocidad, los sentidos agudos, por no hablar de los que, como Edward, Jasper y yo, tienen sentidos adicionales también. Y entonces, como una flor carnívora, somos físicamente atractivos para nuestra presa."
Alice a Bella[Fuente]

En el universo de Crepúsculo todos los vampiros eran originalmente humanos. Como vampiros, conservan una similitud física muy cercana a su figura humana; las únicas diferencias perceptibles son una palidez general de la piel, un cambio en el color de los ojos, sentidos increíbles, y una belleza intensificada.

Reacción a la Luz del Sol Editar

BD-2-pics-breaking-dawn-part-2-33069299-403-403.jpg

Bella exponiendo su piel al sol siendo neófita.

Bajo la luz del sol, la disparidad entre humano y vampiro se vuelve más evidente. La membrana celular del vampiro no es tan blanda ni permeable como en una célula humana; tiene propiedades cristalinas que provocan que la superficie de la piel reaccione como prisma, dándole al vampiro un resplandor como de brillantes con la luz solar.
Vampiro al Sol.JPG

Edward exponiéndose al sol.

Un vampiro sabio evita la exposición a la luz solar directa en público, a fin de no ser visto por los seres humanos durante el día, a menos que el cielo está cubierto, ya que su piel brillará como diamantes. A los ojos del ser humano, los destellos que desprende la piel del vampiro a la luz solar, parecería como si este se estuviese quemando en llamas, es ahí dónde viene el mito erróneo de que los vampiros se queman a la luz solar.

Belleza Editar

La belleza es un factor común entre los vampiros y se debe en mayor medida a esta piel cristalina. La perfecta tersura, satín e incluso el color de la piel da la ilusión de un rostro impecable. La piel reacciona de forma distinta a la luz, creando un efecto anguloso que realza la percepción de belleza. Además, la firmeza pétrea del cuerpo del vampiro crea un aspecto musculoso, haciendo que a un humano de cualquier talla le siente mejor su apariencia, más atlética, de vampiro. Un factor final tiene que ver con el temperamento; como los humanos, los vampiros también se ven arrastrados por la belleza. Cuando escogen a un humano para el proceso de transformación, los vampiros se sienten tan propensos como los humanos a ser incitados por un rostro y un cuerpo bello.

De por sí los vampiros son muy hermosos a los ojos del ser humano, pero hay vampiros que son de una belleza extraordinaria, unos más atractivos que otros, tales como Heidi y Rosalie. Su belleza es descrita como angelical, o incluso como un dios. Esta es una de las varias características destinadas a atraer a sus presas, más específicamente, para atraer, fascinar, y (si es necesario) seducir seres humanos inocentes. Esto se debe a que eran ya muy atractivos siendo humanos, al transformarse todas sus cualidades se incrementaron, incluyendo su belleza. Si un ser humano ya atractivo se transformara, su belleza física sería "más allá de lo impresionante". Si fuere no tan atractivo, su atractivo sería menor, pero seguiría siendo impresionante hermoso.

Piel Editar

NewboRn bella.jpg

La neófita Bella sintiendo su nueva piel con la de su esposo.

La piel de un vampiro se describe como "calcáreo", alabastro, o mármol (debido a su textura, sensación y apariencia), aunque para otro vampiro, la piel de granito se siente suave y cálido, no duro y helado como un ser humano lo sentiría. Independientemente del origen étnico original, la piel de un vampiro será excepcionalmente pálida. El matiz varía ligeramente, los seres humanos de piel más oscura tendrán un tono olivaceo apenas perceptible en su piel pálida vampírica. Su tez pálida y poco natural se debe a la falta de flujo sanguíneo.

Cuando el veneno se esparce, también elimina cualquier pigmento en la piel, por lo que después de la transformación, el vampiro pierde casi todo su color de piel, así como cualquier mancha, pecas, cicatrices, tatuajes, o cualquier otro componente de la piel con pigmento de su vida humana. Su gran parecido con estatuas de mármol es debido a la apariencia y la impenetrabilidad granítica de su piel, como también la inútil necesidad de respirar y parpadear.

Palidez Editar

La pálida tez de los vampiros es producto del proceso transformador del veneno vampírico. El veneno consume todo pigmento de la piel humana conforme la va transformando en una piel de constitución indestructible. No obstante el origen étnico, la piel de un vampiro será excepcionalmente pálida. El tono varía un poco, los humanos de piel más oscura adquieren como vampiros un matiz oliva apenas perceptible, pero la tonalidad clara sigue siendo la misma. Todas las formas de pigmentación de la piel (pecas, lunares, marcas de nacimiento, arrugas, cicatrices y tatuajes) desaparecen durante la transformación.

Nutrición Editar

2012-02-22 0813-edward cullen.png

Edward alimentándose en sus tiempos de "rebeldía".

"Cuando bebemos ... la sangre humana, una especie de frenesí comienza. Es casi imposible detenerse "
―. Edward Cullen a Bella Swan. [src]

La sangre es su única fuente de alimento. La sangre humana es la fuente más común y el más atractivo, y posteriormente, la más difícil de resistir.

Como la sangre es el único componente de la dieta de un vampiro, cuando dejan de beberla (ya sea de humano o animal) durante un período prolongado de tiempo se debilitan física y mentalmente. Cuanto más largo sea la abstinencia de sangre, es más probable que el vampiro perdiera su racionalidad y sus facultades mentales hasta que sacie su sed. También sienten que su garganta arde como si se estuviese quemando y la única forma de aliviar un poco el ardor es bebiendo sangre. Para los "vegetarianos" la sangre de los animales es menos atractiva, aunque no hace diferencia en valor nutricional a comparación de la sangre humana.

Voluri feeding.jpg

Los Vulturi alimentándose.

Los vampiros que desean mezclarse con la sociedad humana, algunas veces para no llamar la atención, se ven obligados a ingerir alimentos y bebidas, pero, ya que sus cuerpos no pueden digerir estos alimentos, su organismo devuelve todo más tarde. En ocasiones, el atractivo de la sangre humana puede ser tan exquisita que un vampiro "vegetariano" puede perder el control, especialmente si su auto-control es débil. Para un vampiro "vegetariano", la sangre de animales carnívoros es un poco más apetecible que el de los herbívoros, aunque no se compara en nada a la sangre humana.

La gran mayoría de vampiros no respetan la vida humana, ellos miran a los humanos como comida, por lo tanto la vida humana no es valiosa para ellos. Una gran minoría de vampiros en el universo Crepúsculo reciben su sustento alimenticio de la sangre animal, en tono de broma se hacen llamar vegetarianos. Los únicos ejemplos conocidos son los Cullen y el clan Denali.

Cantantes Editar

Edward-bella-killer-eye-twilight.jpg

Bella Swan: "Cantante" de Edward.

"Quería matarte. Nunca he querido la sangre de un ser humano tanto en mi vida ... Tu aroma ... Es como una droga para mí. Eres como mi marca personal de heroína. "
Edward sobre la sangre de Bella[src]

La sangre de cada ser humano tiene un gusto y olor individual. A veces, un cierto vampiro encuentra a un humano particular, cuya sangre encuentra casi absolutamente irresistible. Los Vulturi llaman a estos seres humanos "la tua cantante" --que su sangre "canta" al vampiro en particular. Para la mayoría de los vampiros, tal descubrimiento es una experiencia para ser saboreada.

Color de ojos Editar

9k5sp2.jpg

Una comparación de los ojos de dos vampiros: el iris rojo (Aro) es de un vampiro que se alimenta de humanos, y el de oro (Jasper) es de uno que se alimenta de animales.

"Guardé sus ojos para el último, sabiendo que cuando lo miré, era probable que perdiera mi tren de pensamiento. Eran anchas, cálidas con oro líquido, enmarcadas por una gruesa franja de pestañas negras. Mirándome fijamente a los ojos siempre me hacía sentir extraordinaria, algo así como si mis huesos se volvían esponjosos. También estaba mareada, pero eso podría haber sido porque había olvidado seguir respirando."
Bella Swan

El color del ojo de un vampiro vería tanto por su edad y dieta. Los vampiros recién nacidos (neófitos) muestran ojos rojos brillantes, independientemente de cuánto tiempo se aparten de la sangre, o su dieta. Una dieta que consta de sangre humana, eventualmente, les oscurecerá lo brillante quedándose con un color rojo borgoña. Sin embargo, si tienen una dieta de sangre animal (lo cual es muy raro) tendrán los ojos de un color dorado. Un vampiro que recientemente ha cambiado su dieta por la sangre animal tendrá ojos color miel naranjadizos, mientras que un vampiro que recientemente se ha alimentado de la sangre humana tendrá ojos carmesí vivos. Cuando están sedientos y no se han alimentado por semanas tendrán ojos 'carbón' negro. Usualmente los vampiros con milenios de edad suelen "petrificarse" por estar inmóviles muchos milenios sin una actividad física activa, estos desarrollaran una fina capa lechosa en sus ojos, convirtiendo sus iris rojos en un color rosa; no se sabe que pasa con el color de sus ojos cuando están sedientos o si su dieta consta de sangre animal, lo que se deduce es que presentaran colores más claros a estos.

Sólo los Cullen y Denali son conocidos por ser vampiros "vegetarianos", alimentándose sólo de la sangre animal en lugar de la humana. Sus ojos son dorados, lo que reflejaría su dieta. Estos ojos, sin embargo, son vistos como extraños y algo poco natural por otros vampiros cuya dieta consistirá en sangre humana, tales como James y Victoria, y cuyos ojos son de un profundo carmesí intenso, llegando a ser aún más vívido a medida que continúan alimentándose de sangre humana, y un color oscuro a medida que se abstienen.

Los vampiros neófitos son conocidos por tener una fuerza increíble, una velocidad increíble a diferencia de otros vampiros ya mayores, y así como ojos de color carmesí brillante. Estos rasgos son causados ​​por su propia sangre que aún permanece dentro de sus tejidos, produciendo unos ojos sorprendentemente rojos brillantes que "se desvanecen poco a poco en el transcurso de un año".

Meyer escribe que si un Cullen fuera a beber sangre humana, sus ojos se convertirían al instante en burdeos. Si él o ella fuera a volver a una dieta de sangre animal, sus ojos se convertirían en oro oscuro y un color dorado más claro, si iban a continuar con sangre animal.

A medida que la sed de un vampiro crece, sus ojos se hacen más oscuros con ella, hasta que al fin se convierten en un color negro carbón. Además , los moretones de color púrpura oscuro bajo sus ojos se vuelven más pronunciado a medida que crece su sed. Y si se han alimentado recientemente los moretones se hace menos perceptible, y suelen desaparecer (dependiendo de lo bien alimentados que están). Los moretones indican que los vampiros nunca duermen.

Dientes Editar

La mordedura de un vampiro puede cortar las extremidades de sus oponentes, ya que los vampiros son conocidos por tener los dientes afilados y muy fuertes. Los dientes de un vampiro no se diferencian de los dientes humanos normales. Ellos no poseen colmillos. Sin embargo, los dientes de un vampiro son impecables, irrompibles y con gran nitidez en los bordes. También son increíblemente fuertes, capaces de morder a través de casi cualquier sustancia sólida, incluyendo la piel de otro vampiro. Sus dientes también son venenosos por el veneno que fluye en sus bocas. De acuerdo con Alice Cullen, el arma más poderosa de un vampiro son sus dientes. Inconscientemente, los vampiros suelen mostrar los dientes como signo de lucha, amargura, venganza, etc.

Movimientos Editar

Menos notaria que estas características físicas es la tendencia de los vampiros a la quietud. A diferencia de los humanos, que se incomodan después de quedarse en una sola postura física mucho tiempo, los vampiros se sienten más cómodos cuando están perfectamente estáticos. Una reacción común en los vampiros ante el estrés es la inmovilidad semejante a una estatua.

Ya no necesitan respirar, a pesar de que a menudo todavía lo hacen por costumbre y por comodidad ya que les gusta percibir cualquier olor; el primer aviso de una amenaza o el olor de una presa potencial. La capacidad de cortar el flujo de aire de sus pulmones les permite permanecer bajo el agua sumergidos durante el tiempo que lo deseen, y contribuye en gran medida a sus excelentes capacidades de natación. Los vampiros confían en su sentido del olfato por sobre los demás sentidos, una similitud con muchos animales predadores. La falta de olfato es lo que causa el malestar de no respirar.

Petrificación Editar

Algunos vampiros muy viejos son visiblemente distintos de otros debido a esta quietud. Si un vampiro permanece inmóvil con la frecuencia suficiente a lo largo de miles de años, el polvo de hecho empieza a petrificarlo en respuesta a los fluidos semejantes al veneno que lubrican sus ojos y piel. Con el tiempo, la piel del vampiro empieza a verse adelgazada y translúcida, como la piel de una cebolla, sin que ello pierda su dureza. Una menbrana lechosa cubre sus ojos haciendo que el iris se vea de color rosa. Nuevamente, la vista del vampiro no se halla expuesta al peligro.

Esto se puede ver con los antiguos miembros de los Volturi. La petrificación solo da esa apariencia, sin embargo, no afectan a la impenetrabilidad de su piel, ni de su súper visión u otra característica vampírica. Un vampiro que se mantiene inmóvil será tan indestructible y afilado como un vampiro que permanece activo. El vampiro que se ha petrificado sigue teniendo todas sus habilidades sobre-humanas.

Fluidos Editar

Internamente, el sistema vampírico contiene muchos fluidos basados en el veneno que se asemejan, y en algunos casos desempeñan la misma función, a los fluidos humanos que fueron reemplazados. Solamente el líquido parecido a la saliva en la boca de vampiro es ponzoñoso. Los líquidos de veneno reemplazan todos los procesos químicos naturales y funciones en el cuerpo. Moja y se estanca en la boca en lugar de saliva. Un fluido similar a este veneno funciona como lubricante entre las células duras de la piel, haciendo posibles su movimiento. Otro fluido recubre los ojos, protegiéndoles de daños y por lo tanto la eliminación de toda necesidad para producir lágrimas (muchos vampiros usan lentes de contacto para ocultar su identidad de los humanos, el veneno derretirá los contactos después de sólo unas pocas horas). También lubrica los ojos permitiendo que puedan moverse fácilmente en sus cuencas. Sin embargo, los vampiros no producen lágrimas, ya que las lagrimas existen para proteger el ojo de cualquier lastimadura que pueden provocar pequeños objetos ajenos, y esos objetos no tendrían la capacidad de dañar un ojo de vampiro. Este patron se repite en todo el cuerpo, los fluidos similares al veneno realizan las funciones que siguen siendo necesarias para el vampiro. La ausencia más notable es la del aparato circulatorio.

Si un brazo, una pierna, una nariz u otro apéndice son desarmados, aunque dolorosamente, se puede volver a colocar fácilmente de nuevo al cuerpo. El veneno del vampiro vendría ser la única solución a los desarmamientos de un vampiro. Dado que el veneno es adhesivo, ayudaría unir el apéndice al cuerpo uniéndolo fácilmente, aunque se vería una cicatriz después de la unión. Sin embargo, si a un vampiro le arrancan el cabello, lo perdería para siempre, el veneno no ayuda a unir cabellos o vellos de nuevo al cuerpo.

Su olor corporal se basa en su veneno, la cual es muy agradable, no sólo para los seres humanos, sino a otros vampiros también.

Cambio Físico Editar

JaneFull.jpg

Jane una vampiresa convertida en su adolescencia y con un milenio de edad.

Los vampiros se quedan detenidos en la condición en que hayan sido transfigurados. No se vuelven mayores, ni más altos, ni más gordos, tampoco experimentan ningún otro cambio físico, incluyendo la inconsciencia (los vampiros nunca duermen). Las uñas de sus dedos y el pelo no crecen. Su pelo no cambia de color.

Es allí dónde obtienen la "inmortalidad", congelados en la edad que fueron transformados por la eternidad (hasta que un ser con sus mismas habilidades lo puedan destruir). Las células congeladas de sus cuerpos necesitan nutrientes que se encuentran en la sangre de humanos y animales, para que puedan seguir nutriéndose, y conservando su racionalidad, aunque los vampiros pueden sobrevivir sin alimentarse.

Los inmortales no muestran enfermedades físicas, mentales o defectos, y su voz se vuelve más atractivo, melódica y seductora. Su corazón ya no late.

Genética Editar

BD P 246.jpg

Edward Cullen, su esposa e hija. Uno de los pocos vampiros masculinos en reproducirse.

Los vampiros llevan 25 pares de cromosomas, 2 más que los humanos. Carlisle lo revela en Amanecer mientras le contaba a Jacob acerca de sus relaciones genéticas sobrenaturales. Mientras que los vampiros tienen 25 pares de cromosomas, los metamorfos Quileute tienen 24. Los semi-inmortales tendrían 24 pares también.

Los hombres vampiros todavía pueden reproducirse, mientras que las mujeres vampiros no pueden; sus cuerpos ya no pueden adaptarse a los cambios relacionados con el embarazo. En los vampiros masculinos, el veneno toma una forma tan similar al líquido seminal que puede vincularse con un óvulo humano, haciendo posible la creación de un híbrido vampiro-humano, con una pareja hembra humana. La bioquímica y la fisiología subyacente es actualmente desconocida.

Habilidades y limitaciones Editar

Las capacidades físicas y mentales de un vampiro son muy superiores a las de un ser humano. Estas características varían entre los diferentes vampiros dependiendo de lo que eran más capaces de hacer mientras eran humanos. Ciertos vampiros también desarrollan un poder sobrenatural que se manifiesta adicional de su rasgos básicos vampíricos.

Velocidad Editar

Vampire speed.JPG

Victoria corriendo con su velocidad vampírica que se vuelve invisible.

Uno de los más sorprendentes entre sus habilidades es su velocidad. Ellos son capaces de correr más de cien millas por hora, tan rápido que el ojo humano no los puede ver. Cuando los vampiros corren se vuelven "casi invisibles". Los Lobos Quileute son una de las pocas criaturas que pueden mantener la velocidad de un inmortal. Cuando Bella ve la velocidad de todos los Cullen durante el juego de béisbol, describe a Emmett como "un espectro en las bases", y Edward puede moverse tan rápidamente que él es capaz de interceptar una bola que ha sido golpeada, "como un meteoro."

Después de ser convertida en vampiresa, Bella describe sus velocidad como movimientos instantáneos.

Fuerza Editar

"Tú eres tan suave, tan frágil. Tengo que ocuparme de mis acciones cada momento que estamos juntos para que yo no te lastime. Podría matarte con bastante facilidad, Bella, simplemente por accidente ... Podría alcanzarte, queriendo tocar tu cara, y aplastar tu cráneo por error."
―Edward a Bella sobre su fuerza
Strength.jpg

Edward utilizando su fuerza vampírica para salvar a Bella.

Otro rasgo es su fuerza física imparable. Un vampiro es mil veces más fuerte que cualquier ser humano, capaz de levantar objetos varios cientos de veces mayor que su propio peso. Pueden aplastar rocas de granito, someter a cualquier presa, lanzar coches, aplastar metales, y arrancar árboles con sus manos. Edward temía por su fuerza en la primera cita con Bella, este explicó que si se descuidaba al acariciarla la hubiese podido matar por casualidad gracias a su fuerza. Un buen ejemplo de la fuerza vampírica es cuando la neófita Bella decide luchar de brazos con Emmett. Ella describe el poder en su brazo como un camión de cemento que baja a un descenso en más de 60 millas por hora. Ella sale victoriosa del partido por su fuerza de neófita, ganando al vampiro más fuerte del clan. Su fuerza también les permite saltar distancias increíbles. Edward es capaz de saltar por encima de un río ancho de 50 yardas con facilidad durante la primera caza con Bella, mientras que Bella era capaz de saltar por encima del doble de su distancia, con sólo una pequeña cantidad de su fuerza.

Su dieta no tiene un enorme impacto en su fuerza, ya que esta depende de la musculatura del vampiro. La dieta del vampiro, ya sea sangre humana o animal, tampoco determina su fuerza ya que los vegetarianos encuentran los mismos valores nutricionales en la sangre animal. Todo dependerá de la musculatura que este vampiro haya tenido siendo humano, por ejemplo Emmett, era un leñador musculoso en su vida humana, al convertirse en vampiro su fuerza muscular se incrementó como también todos sus cualidades y sentidos. Otro ejemplo son los Volturi, ellos siempre coleccionan vampiros altos y musculosos para que sean parte de la guardia encargada de los ataques físicos cuando el aquelarre tiene que ejecutar a otros clanes por infracciones a la ley; uno de estos vampiros, del aquelarre, fuertes físicamente es Felix, descrito por Bella como un inmortal "cíclope".

La fuerza, por supuesto, no siempre es física. Si un vampiro poseía una gran fuerza mental y fuerza de voluntad como ser humano, le resultará más fácil controlar sus instintos salvajes. Aun así, si un vampiro no se ha alimentado durante mucho tiempo, será menos probable que piense con claridad y será más propenso a ceder a su sed, atacando al primer ser vivo que detecte, succionando su sangre en cuestión de segundos.

SentidosEditar

Visión Editar

Vista vampiRo.PNG

Bella explorando sus nuevo sentidos por primera vez.

Mientras corre, un vampiro puede ver y sentir todo lo que está alrededor de él, lo que le permite mantener control de su entorno y evitar chocar con nada innecesariamente. La visión de un vampiro es incomparable. Todo es mucho más agudo y más definido, su visión no se obstaculiza por la oscuridad. Los colores son mucho más vibrante y distinguen un color nuevo que cuando siendo humanos no pudieron ver. Los recuerdos humanos que tienen los consideran borrosos, como ver a través del barro, esto se debe a que esos recuerdos lo tuvieron con ojos humanos. Bella describió que mirando hacia atrás en su vida humana, era como mirar a través de un grueso oscuro velo a comparación con su nueva visión vampírica. Su sentido de la vista supera, en mucho, el de un halcón: Pueden ver microscópicos objetos y pueden ver a través del espectro invisible de la luz . Los vampiros también tienen mucho mejor percepción que los humanos.

Olor Editar

Bellass.jpg

Bella seducida por el olor a sangre humana.

Cuando un vampiro caza, utiliza su sentido del olfato para encontrar a su presa y el oído para realizar un seguimiento de sus movimientos. Los vampiros pueden oler objetos a varias millas de distancia. El olfato es más intenso en los vampiros, esto les permite oler la sangre de su presa. Al no respirar, se sienten incómodos debido a la falta de olor, aunque pueden sobrevivir sin ella.

A medida que se hacen mayores y más disciplinados, los vampiros pueden aprender a oler las diferencias entre los distintos aromas de la sangre humana, así como aromas de otras cosas (como las telas - el aroma único de mezclilla). La gama de sus sentidos puede aumentar (aunque sólo un poco) a través de la concentración. Los vampiros se basan principalmente en el olfato para encontrar a sus presas.

Audición Editar

Los vampiros pueden oír los sonidos más apagados. Cuando Bella completó su transformación, ella escuchó un sonido de música rap hasta que poco a poco se desvaneció. Entonces se dio cuenta de que venía de un coche con su ventanilla bajada en una autopista a millas de distancia de donde ella estaba. Cuando realizó su primera cacería, Bella podía oír el aleteo y los latidos del corazón de los pequeños pájaros que volaban a través del bosque. También podía oír los ruidos corriendo de animales que estaban debajo de la tierra, así como un ejército de hormigas en el suelo. También tienen una reacción instintiva al peligro, por lo general proveniente de enemigos; otros no gratos vampiros, metamorfos o de hijos de la luna.

Pueden escuchar lo que los humanos no, como el sonido de un latido del corazón, el pulso latiendo en una vena, y las palabras pronunciadas en voz demasiado baja o demasiado rápido desde varias millas.

Tacto Editar

122.jpg

Bella rosando la piel de Edward.

A pesar de ser indestructibles y de piel dura, los vampiros pueden sentir las cosas que tocan, no importa la suavidad; tales como la piel, la frescura del viento, etc. Pueden sentir los más mínimos cambios de temperatura alrededor de ellos, a pesar de que no se preocupan por ello. Pueden sentir el calor que irradia de un ser humano a varios metros de distancia. Como todos sus sentido se incrementas mil veces más a cuando eran humanos, el dolor físico también, el dolor físico que experimentan cuando sus cuerpos están siendo destrozadas por algo con una fuerza sobrenatural similar al de ellos, es mil veces intensa a cualquier dolor que un ser humano pueda sentir.

Gusto Editar

Los vampiros tienen un mayor sentido del gusto, lo que les permite degustar sabores con mucha más profundidad y precisión. Pueden detectar pequeñas diferencias entre sabores de sangre. Los vampiros son capaces de degustar si es que la sangre del humano en que se están alimentando está contaminada por drogas. También algunos que encuentran a su "cantante", puede deleitarse con su sangre, un sabor muy delicioso que jamás han saboreado antes.

La comida humana para ellos es desagradable, casi cualquier cosa que no sea sangre es desagradable. Edward explica a Bella que la comida humana le sabe a "tierra".

Sexto sentido Editar

Los vampiros también tienen un agudo sentido de peligro, por lo general detectan algo suficientemente fuerte como para hacerles daño. A veces, pueden incluso detectar el peligro antes de darse cuenta conscientemente.

IndestructibilidadEditar

MetamoRfos Y neofitos vampiRos.jpg

Metamorfos (una de las pocas criaturas con o más fuerza que un vampiro) matando neófitos.

Otra característica impresionante de vampiros es su indestructibilidad. Durante el proceso de transformación, las células de un vampiro se vuelven extremadamente duras, resistentes y de refracción, lo que hace que sus cuerpos sean casi impenetrables. La piel de los vampiros se describe como más duro que el granito, e incluso duro como el diamante. Sus cuerpos son tan duros que no pueden ser perjudicados por las armas humanas, y las únicas criaturas capaces de matar a un vampiro son otros vampiros, los hombres lobo (Hijos de la Luna) o los metamorfos. Sus dientes también son una de las pocas cosas lo suficientemente fuerte como para ser capaz de cortar a través de su piel, al igual que los dientes de un metamorfo. Debido a su indestructibilidad, es absolutamente imposible que un vampiro se suicide. Siendo neófito, Carlisle intentó esto de muchas maneras, incluyendo saltar desde las alturas, ahogándose, y tratando de morir de hambre, después de todo, salió ileso.

Flexibilidad Editar

New moon edward bella running.jpg

Edward y Bella, y su flexibilidad vampírica.

Los movimientos de un vampiro son asombrosamente flexibles. Su agilidad es más avanzada que la de los seres humanos. Ellos pueden hacer numerosos movimientos de gimnasia o artes marciales con poco esfuerzo usando una combinación de fuerza, equilibrio, reflejos y velocidad. Incluso pueden oscilar, dar la vuelta, doblar y torcerse a sí mismos sin fallos debido a su mayor sentido del equilibrio y flexibilidad. Usando sus sentidos físicos como aliados, pueden encontrar los movimientos humanos como una velocidad demasiada lenta como para que la pierdan.

En la batalla, los vampiros pueden esquivar con rapidez un ataque sin tener que pensar cómo mover sus cuerpos en primer lugar. En general, sólo algo que se mueve a velocidad de un vampiro puede desapercibir a este en movimiento.

Esta habilidad se basa en el aumento de actividad de sus cerebros, la cual les permite pensar y moverse mucho más rápido que los humanos.

VenenoEditar

Veneno vampiRico.PNG

El veneno de un vampiro.

Cuando un vampiro atrapa a su presa, lo muerde en el cuello e inyecta su veneno en el torrente sanguíneo mientras se alimenta. Esto sirve como una manera de inmovilizar a su presa y al mismo tiempo iniciar la conversión de humano a vampiro, lo que permite que el depredador se alimenta de su presa sin que ella se resista. O bien que el inmortal transforme al humano en uno de su especie, siempre y cuando sólo lo muerda más no succione su sangre, puesto que ello mataría al humano. Para que un vampiro transforme a un humano, este debe tener el suficiente auto-control para que no lo mate. Es muy difícil que un vampiro transforme a un ser humano, sobre todo uno que se alimenta de estos, puesto que no resistiría el sabor de su sangre y lo desangraría en cuestión de minutos no dejando que el veneno se esparza para que transforme al humano en un inmortal.

Las criaturas inmunes a su veneno son los animales y los Hijos de la Luna, sin embargo, para los Metamorfos el veneno es dañino, dejándolos débiles.

Si un vampiro pierde una parte del cuerpo, pueden utilizar su veneno para volver a colocar el miembro perdido. Los vellos o el cabello no pueden ser colocados de nuevo.

El veneno de un vampiro es muy inflamable. Los fluidos venenosos que cubren su piel haría que el inmortal se prenda en llamas instantáneamente, alcanzando todo su cuerpo. Y el fuego es una de las pocas cosas que puede destruir a un vampiro.

Habilidades SobrenaturalesEditar

"Sí, bueno, hay algunos vampiros que tienen dones más allá de la super fuerza habitual y los súper sentidos. Has visto un aspecto en ... nuestro clan. Los dones son raros -uno de cada cincuenta, quizás- pero todos son diferentes. Hay una gran variedad de dones allá afuera, y algunos de ellos son más poderosos que otros."
―Riley[src]
Torture.JPG

Jane torturando a Edward con su poder "Ilusión de Dolor".

La mayoría de los vampiros se encuentran con que las características más significativas de su personalidad se intensifican con la transformación en vampiro, de la misma manera que sus aptitudes físicas se fortalecen, pero relativamente pocos son los que tienen habilidades que se pueden calificar como "sobrenaturales". Sería más común que un humano con un amor por el conocimiento se convirtiera en un vampiro con una curiosidad académica insaciable, o que una persona con una profunda consideración por el valor de la vida humana se convirtiera en un vampiro con la fortaleza para evitar la sangre humana.

Sin embargo, unos cuantos vampiros desarrollan aptitudes "adicionales" que van más allá de lo natural. Estas habilidades extras se deben a dones psíquicos propios del humano original que se intensifican en el vampiro resultante; por ejemplo, alguien que solía ser muy sensible psíquicamente a los estados de ánimo de otras personas podría desarrollar la habilidad vampírica de leer los pensamientos o influir en las emociones. Una persona que tenía cierta cualidad psíquica limitada de presentimientos podría evolucionar en un vampiro con una marcada habilidad de ver el futuro. Un humano con un buen instinto para la cacería podría convertirse en un poderoso vampiro rastreador. Un ser humano con una gran capacidad psíquica innata de impedir que se metan a su cabeza o que lo dañen físicamente, desarrollaría un escudo mental o físico que lo protegería a él o ella y a cuántos él o ella quiera proteger.

Bd2-garrett-kate.jpg

Kate proyectando su poder "Electrokinesis Psíquica" a Garrett.

La proporción de vampiros dotados con talentos sobrenaturales respecto a los vampiros “normales” es mayor que la proporción de humanos psíquicamente dotados respecto a los humanos “normales". Esto se debe al mismo factor de temperamento que resulta en más personas bellas que son seleccionadas para convertirse en vampiros. Los vampiros también se ven rastrados por el talento humano cuando están buscando crearse compañeros. Algunos vampiros acechan activamente a las personas talentosas con la esperanza de utilizar esa habilidad extra en su clan.

De acuerdo con Eleazar, la mayoría de "dones" del vampiro se manifiesta en la mente, aunque hay algunas excepciones. Benjamin fue el mejor de los casos, su poder sobre los elementos de la naturaleza es completamente física.

Los dones no siempre funciona de la misma manera en dos vampiros, porque ninguna persona (humano o vampiro) es siempre exactamente igual.

Transformación Editar

TRansfoRmacion.jpg

La transformación de Bella.

"Aquella tibieza al lado de mi corazón se hizo cada vez más real, más y más cálida. Más caliente. Era un calor tan real que resultaba difícil creer que se trataba sólo de mi imaginación. Más caliente.(...) Únicamente deseaba morir. O mejor, no haber nacido nunca. Toda mi existencia no podía compensar este dolor. No merecía la pena vivir todo esto sólo a cambio de un latido más de mi corazón. Déjenme morir, Déjenme morir, Déjenme morir. "
―Bella[src]

La transformación de humano en vampiro comienza con una mordida de vampiro. Una vez que el veneno que recubre los dientes del vampiro penetra en el torrente sanguíneo de un humano, se desplaza a través del cuerpo de la persona y modifica cada célula al pasar. La propagación del veneno es veloz, pero la reconstrucción de las células se toma su tiempo. Este proceso es indeciblemente doloroso, comparable a la sensación de ser quemado vivo. El proceso dura como dos o tres días, dependiendo de cuánto veneno esté presente en el aparato circulatorio y qué tan cerca del corazón haya entrado. No hay manera de paliar ese abrasamienro con analgésicos; lo más que pueden hacer los narcóticos es inmovilizar el cuerpo.

Un beneficio para el humano es que el veneno vampírico es capaz de reparar todo tipo de lesiones en el cuerpo. Una persona lisiada o que haya sufrido una deformidad sería reconstruida de nuevo con integridad como vampiro. La ponzoña tiene límites; no podría, por ejemplo, rehacer un miembro mutilado.

La transformación es igualmente difícil desde la perspectiva del vampiro. Incluso los vampiros maduros tienen problemas para resistr la sangre humana que fluye. El roma de la sangre los afecta como a los tiburones; se puede apoderar de ellos un frenesí por alimentarse. Por esta razón, los vampiros tienden a no cazar en jaurías, pues durante el frenesí irracional, los miembros de un clan son propensos a voltearse en contra unos de otros en competencia por la sangre. El sabor de la sangre humana hace aun más difícil que el vampiro pueda resistirse. Es casi imposible para un vampiro no de-sangrar al humano -y por lo tanto matarlo- cuando ya ha degustado su sangre. Sólo los vampiros con un gran sentido del auto-control son capaces de permanecer lo bastante enfocados como para morder a un humano y luego dejarlo vivir suficiente tiempo para que el veneno efectúe el cambio.

Estilos de vida Editar

Garret alimentadose.jpg

Garret; un nómada.

Aunque hay un rango de estilos de vida entre los vampiros, el más común es el nómada. La mayoría de los vampiros se desplazan muy a menudo, nunca se establecen de forma permanente en un lugar. Este patrón es en parte un intento por esconderse y evitar que los humanos se fijen en ellos. Si demasiados humanos desaparecieran de una sola área, se despertarían las sospechas y los Vulturi podrían advertirlo. Además, si un vampiro interactúa regularmente con los humanos, con el tiempo los humanos notarán que el vampiro no está envejeciendo. Otro aspecto es el aburrimiento; las vidas de los vampiros son tan largas que muchos mantienen una continua búsqueda de novedad.

Unos cuantos clanes son la excepción a esta regla y mantienen hogares semipermanentes o permanentes. Hacer esto requiere de un alto grado de sutileza —si el clan quiere evitar las sospechas e impedir que los Vulturi se involucren-, pero casi ningún vampiro se preocupa por este inconveniente.

Los vampiros suelen viajar solos o en parejas. Se dice en Luna Nueva que el clan de James, la cual incluía tres vampiros miembros ( Victoria, James y Laurent ) ya se consideraba "grande". Las únicas excepciones son, en orden decreciente de cantidad de miembros, Los Vulturi, los Cullen y los Denali.

Psicología Editar

Características individuales Editar

Cuando un ser humano se convierte en un vampiro, toda su conducta natural, sus necesidades y características se congelan en su interior para siempre, aunque también se realzan al mismo tiempo. Desde el momento en que se hace un vampiro, sus intereses, disgustos y personalidad quedan permanentemente petrificados. Por ejemplo, si un ser humano con un carácter amoroso se convierte en un vampiro, su pasión se magnifica, lo que le permite amar a los demás con más intensidad. Otro ejemplo es que si el ser humano era ambicioso y astuto, esas características se magnificaran como un vampiro, convirtiéndolo así en un asesino despiadado. El único aspecto que cambia es la visión del vampiro sobre el mundo.

Instintos básicos Editar

VictoRia amaRga.jpg

Victoria enseñando los dientes como signo de pelea.

Aparte de sus personalidades originales, también tienen instintos feroces y un impulso natural de consumir sangre. En el momento en que ceden a su sed, todas sus características humanas desaparecen y podrían correr el riesgo de herirse mutuamente compitiendo con otros inmortales por presas. Cuanto más se abstengan de sangre, más difícil se vuelve para ellos resistirse de esta, y, finalmente, sedará a su sed.

Los vampiros son animales salvajes, depredadores, y mucho más salvajes y bestiales que su apariencia humana. Ellos gruñen, sisean y enrollan sus labios hacia atrás mostrando sus dientes como signo de agresión cuando son provocados. También tienen un sentido de auto-preservación; cuando se enfrentan a un peligro que resulta demasiado abrumador por sus capacidades, evadirán inmediatamente el área de forma natural, a menos que haya algo que los impida.

Factores de Vinculación Editar

Amor Editar
PYR.jpg

Peter y Charlotte; una de las típicas parejas de vampiros unidos por el amor.

Comúnmente, un clan está conformado por dos miembros. Una característica de la naturaleza inmutable de los vampiros es que forman parejas de por vida. Cuando se enamoran, el sentimiento nunca se desvanece. Esto se debe a que al ser vampiros, aumentan sus sentidos humanos, y uno de esos sentidos aumentado es el amor. A diferencia de los humanos que el enamoramiento puede durar solo unos meses y de ahí se transforma en costumbre, los vampiros cuando llegan a hacerlo lo hacen por la eternidad y nunca se va.

Como una regla general, sólo el vínculo emocional entre la pareja es tan fuerte como para superar el competitivo ímpetu por la sangre. Los clanes más grandes son menos estables, y usualmente se deshacen debido a la violencia interna.

Ambición Editar
Volturi's 1700.jpg

Cayo, Aro, Marcus. Los tres líderes Vulturi, unidos por la ambición.

La segunda fuerza de vinculación, que es capaz -a diferencia del amor romántico- de mantener estable a un clan grande, es la ambición. Los vampiros son competitivos por naturaleza, y algunos vampiros han sido capaces de evolucionar de esta disposición competitiva hacia una causa mayor capaz de unir a muchos individuos en una totalidad más segura. La búsqueda de poder es causa de afinidad para los vampiros. Los rumanos fueron los primeros en hacer esto exitosamente por un periodo significativo de tiempo.

Conciencia Editar
CULLENCOVEN.JPG

Los Cullen, uno de los aquelarres más grandes de vampiros, unidos por el amor y la conciencia.

La tercera, y más rara, fuerza de vinculación es la conciencia vampírica. Muy pocos vampiros nacen con ella o desarrollan un respeto por el valor de la vida humana. El consumo de sangre humana es un aspecto tan asumido en la vida vampírica, que muy pocos lo cuestionan alguna vez; la impetuosa sed por la sangre humana parece irresistible. No obstante, aquellos que aprenden a valorar la vida humana a pesar de esta realidad son capaces de subsistir con sangre animal. A los vampiros que viven de esta manera se les refiere como “vegetarianos”. La sangre animal no es atractiva para los vampiros, y por lo tanto es una dieta difícil de mantener. Aquellos que hacen el sacrificio, sin embargo, experimentan beneficios conexos: en ausencia de sangre humana, el ímpetu competitivo desaparece; los vampiros pueden formar lazos afectivos además del vínculo de pareja, y la débil alianza del clan se reemplaza por una fuerte unión de tipo familiar.

Venganza Editar
Newborn-Rosalie.jpg

Rosaline como neófita asesinando a sus violadores.

Un atributo más que prevalece entre los vampiros, junto con los fuertes lazos románticos y la intensa veta de competencia, es el de una naturaleza vengativa. Nuevamente relacionado con su condición ínmutable, los vampiros no son piadosos; no se sobreponen a un insulto o agravio. El ejemplo más común de venganza vampírica tiene que ver con las repercusiones de la pérdida de la pareja. Cuando un vampiro pierde a su pareja, nunca se recupera, no puede descansar hasta haber liquidado a la parte responsable (que usualmente es otro vampiro, dada la fortaleza que se requiere para acabar con cualquiera de su especie). Pueden pasar siglos sin que mengüe la fiereza de su necesidad de venganza.

Debilidades Editar

Victoria Desmenbrada.png

Victoria Decapitada

"Reúne hasta el último trozo"
―Edward a Seth sobre el cuerpo mutilado de Victoria[src]

En el universo de Crepúsculo, los vampiros no pueden ser asesinados por el esfuerzo humano, están ilesos por la luz solar, el ajo, el agua bendita, plata, cualquier tipo de estaca o cruz, y pueden entrar a las casas sin permiso. Dichas debilidades son mitos impuestos por los Vulturi a lo largo de la historia para ocultar la verdad de los inmortales. También son inmunes a cualquier tipo de arma humana, incluyendo balas, ellas rebotarían al alcanzar su piel sin causar ningún tipo de dolor o daño. Si bien los vampiros son inmortales, no son del todo indestructibles. La única forma conocida para matar a un vampiro es desmembrar su cuerpo y quemar los restos antes de que pueda reconstruirse. Así que su debilidad es es la fuerza de su propia especie o algo tan fuerte como ellos para aniquilarlos (algo que los seres humanos no pueden hacer) y el fuego que los consumiría. Si un ser humano tuviera éxito en prenderle fuego a un vampiro, este podría simplemente tomar una alta velocidad rápida obligando al fuego desvanecerse. Por esta razón, es necesario descuartizar el cuerpo de un vampiro antes de su incineración.

En la visión de Alice en Amanecer: Parte 2, parecía que los vampiros podían ser destruidos por la lava fundida. Una serie de vampiros cayó en la profunda hendidura hecha por Benjamin y nunca salió de ella; puesto que probablemente fueron consumidos por el magma. Durante la escena de la batalla final, Aro dice que los seres humanos poseen armas con capacidades suficientes para destruir su especie. Esto sugiere que un vampiro podría ser vaporizado en una explosión nuclear. De lo contrario, los vampiros son prácticamente indestructibles.

Enemigos Editar

Vampiro vs Metamorfo.jpg

Un Vampiro vs dos Metamorfos.

Se dice que los vampiros tienen dos enemigos naturales: los hombres lobo y los metamorfos; para cada una de estas criaturas, el otro huele repulsivo. Estos olores son demasiados intensos para un olfato humano. Se dice que los vampiros son más fuertes que los metamorfos, y ​​generalmente pueden dominarles fácilmente. En la historia de Quileute, un vampiro solitario fue capaz de matar a tres lobos metamorfos a la vez, y el mismo vampiro logró matar a dos de los tres metamorfos que cazó en otra ocasión, mientras que el tercero logró descuartizar al inmortal. La mayor ventaja de un verdadero hombre lobo (o mejor conocido "hijo de la luna") para combatir a un vampiro es su inmunidad contra el veneno de estos. Mientras que el veneno es dañino para un lobo metamorfo.

Los vampiros a menudo luchan entre sí. Hubo muchos casos a lo largo de la historia donde los vampiros crearon ejércitos de neófitos para desafiarse unos a otros y ganar territorio.

Si una pareja de vampiro es atacado o asesinado, entonces él o ella probablemente va a buscar venganza, cazando o matando al atacante.

En Eclipse y Amanecer, los Cullens y los lobos metamorfos de La Push se convierten en aliados, principalmente debido a la impresión de Jacob en Renesmee y para aniquilar vampiros no vegetarianos en la zona.

Neófitos Editar

Newborn Army.jpg

El ejercito de neófitos arribando en Forks.

"Son increíblemente poderosos físicamente, durante el primer año (...) pueden aplastar a un vampiro más viejo con facilidad. Pero ellos son esclavos de su sed, y por lo tanto predecibles."
Jasper Hale[src]

Un vampiro neófito o nonato —definido como cualquier vampiro que tenga menos de un año desde la fecha de su transmutación- es distinto de un vampiro más maduro en cuanto al comportamiento y apariencia.

Están marcados como físicamente diferentes por sus iris de vibrante carmesí, aunque en otros rasgos lucen el mismo aspecto que los vampiros maduros.

El neófito vive asediado por una sed implacable y se alimentará con la mayor asiduidad posible. La sed es tan desquiciante durante el primer año que la mayoría de los neonatos es más animal y salvaje que sus homólogos de más edad, descrita por Bree Tanner como un "fuego en la garganta", y se alimentan tanto como sea posible para frenarlo . La fuerza física de un recién nacido supera en mucho a la de un vampiro mayor porque todavía tienen su propia sangre rezagada en sus tejidos. Conforme pasa el tiempo, sin embargo, el veneno en ellos consumirá esa sangre, y las capacidades físicas y la sed del recién nacido disminuirán lentamente hasta llegar a la de un vampiro normal, al final de su primer año.

Fisiología Editar

BD12.jpg

La neófita Bella, enseñando su fuerza.

Los neófitos se parecen mucho a los vampiros normales con la excepción de sus ojos. Los ojos de un nonato son de un carmesí increíblemente brillante, lo que indica que su propia sangre todavía está en su sistema, aunque su corazón ya no está latiendo. En los meses en que un vampiro se alimenta de sangre animal, sus ojos cambian de rojo a ámbar y luego a dorado. Si vuelve a alimentarse con sangre humana, los ojos se oscurecerán para ser casi de un color borgoña.

Los neófitos también son increíblemente poderosos en el sentido físico, siendo mucho más fuertes y más rápidos que un vampiro normal, lo que les permite aplastar fácilmente a un vampiro más viejo. A medida que se hacen mayores su fuerza comienza a disminuir, y después del primer año su fuerza se reducirá a la de un vampiro promedio. En Amanecer, Bella lucha con Emmett y gana fácilmente debido a su fuerza de neófita.

Psicología Editar

Neofitos amaRgos.PNG

Los neófitos compitiendo por sangre.

Los neófitos suelen ser sanguinarios, violentos e incontrolables. Sus emociones son difíciles de controlar y se enfurecen fácilmente. También es probable que se maten unos a otros para competir por la sangre. Cuando capturan el olor de la sangre, sus instintos de caza toman el control y nublan su capacidad de concentración, incluso el pensamiento de la palabra "sangre" es suficiente para hacer su sed insoportable. La sed es tan enloquecedor en el primer año que la mayoría de los neófitos son más animales y salvajes que sus homólogos más antiguos. Sin embargo, con el paso del tiempo, su sed disminuirá lentamente y será más fácil de manejar. Sus emociones y deseos humanos secundarios estarán en su mayoría latentes por un tiempo, y resurgirán lentamente con el tiempo

Bella Swan es una excepción a esta regla, ya que ella eligió ser inmortal y tuvo tiempo de pensar en su decisión (a diferencia de la mayoría de vampiros), y por lo tanto no tuvo un brutal primer año como la mayoría de vampiros describen. Carlisle Cullen mostró un asombroso control de su sed de sangre humana como neófito, lo que le impidió alimentarse de los humanos y redirigir su sed hacia los animales. Rosalie Hale nunca había probado sangre humana, aunque había matado a sus atacantes y a sus guardaespaldas torturándolos hasta la muerte.

Es imposible predecir cuánto tiempo un neófito o un vampiro promedio permanecerá vicioso y sanguinario antes de que sus deseos secundarios y personalidad vuelva a aparecer, ya que cada persona es diferente. Ciertos vampiros pueden tener que esperar por lo menos algunos años después de que termine sus síntomas de nonato.

Historia Editar

Maria, Lucy and Nettie-0.jpg

Maria, Lucy y Nettie; el Clan Mexicano que usaba las habilidades de los neófitos para aniquilar a sus oponentes.

En el siglo XIX, un vampiro llamado Benito inventó la idea de crear un ejército compuesto de vampiros neófitos, ya que su fuerza y ​​velocidad eran mucho mayores que los vampiros regulares y por lo tanto eran más poderosos como un todo. Su invención desencadenó las guerras sureñas de vampiros, devastando las aniquilaciones de poblaciones humanas y vampíricas como resultado. La amenaza de la exposición hizo que los Vulturi llegaran y los detuvieran. Aunque las guerras continuaron después de que se fueron, lucharon en una escala más pequeña y menos perceptible. Un ejército neófito también apareció en Eclipse, creado por una vengativa vampiresa llamada Victoria para destruir el Clan Cullen y sobretodo a Bella Swan. Los nonatos causaron estragos en Seattle, con muchos seres humanos muriendo en sus manos. Cuando los Cullen descubren que el ejército está yendo a por ellos, forman una alianza inusual con la Manada Uley. Ellos ganan con mucha facilidad la batalla debido al conocimiento y experiencia de Jasper con neófitos.

En Eclipse, Jasper menciona a una vampiresa mexicana llamada María (líder de un aquelarre mexicano, victoriosa de muchas batallas ganadas en las guerras sureñas) fue la que lo convirtió para que posteriormente, y gracias a su don de manipular las emociones de otros, crearan un ejército con su ayuda. Cuando los neófitos de dicho aquelarre llegaran al final de su primer año y fueran inutilizables, él debía ejecutarlos a orden de María. Excepto por un caso; Peter, quien se convirtió en gran amigo de Jasper ayudandolo en las ejecutaciones y al cuidado de los neófitos, se había enamorado de una neófita, Charlotte, quién iba a ser ejecutada. Japer los dejó escapar para salvarlos de la ejecución. Años más tarde, volvieron a por él, invitándole a su mejor vida en el Norte. Él aceptó la invitación.

La siguiente es una lista de vampiros que describen o se describe su fase de neófito en la saga:

Niños Inmortales Editar

"No logro entender ni de lejos en qué estarían pensando aquellos antiguos para convertir en vampiros a humanos que eran poco más que niños. Eran muy hermosos, tan simpáticos y encantadores que no te lo puedes ni imaginar. Bastaba su proximidad para quererlos, era algo casi automático. Pero no se les podía enseñar nada. Se quedaban paralizados en el nivel de desarrollo en el que estuvieran cuando se les mordía. Algunos eran adorables bebés de habla ceceante y llenos de hoyuelos que podían destruir un pueblo entero en el curso de una de sus rabietas. Si tenían hambre, se alimentaban y no había forma de controlarlos con ningún tipo de advertencias. Los humanos los vieron, comenzaron a circular historias, y el miedo se extendió como el fuego por la maleza seca... "
―Carlisle, sobre los niños inmortales.[src]

Los niños inmortales son niños humanos que se han convertido en vampiros a una edad muy temprana. La creación de niños inmortal ha sido prohibida por los Vulturi debido a su incapacidad de permanecer ocultos del mundo humano. No hay un límite absoluto de edad establecido en cuanto a lo que constituye un niño inmortal; es una definición subjetiva, basada en la capacidad del niño para comportarse de una manera consistente para no violar la ley vampiresca.

Fisiología Editar

V2bdp2.JPG

Vasilii: Un niño inmortal

Como todos los vampiros, los niños inmortales se congelan en la edad mental y física en que fueron transformados. Después de la transformación, estos niños pequeños siguieron exhibiendo comportamientos infantiles, incluyendo actos impulsivos, berrinches, actividades irresponsables y una falta general de circunspección. Se dice que la ansias de sangre de un niño inmortal puede matar muchos humanos (mucho más que un neófito sanguinario, sediento e ignorante a la ley) debido a que eran muy jóvenes para ocultar sus instintos e identidad de los mortales y con frecuencia atraían la atención de estos.

Otro aspecto de las criaturas inmortales era su encanto; eran tanto hermosos como carismáticos que cualquier ser humano o vampiro los amaría automáticamente. Los clanes eran extremadamente apegados a sus niños inmortales, y los protegían a toda costa. Carlisle los describió como pequeños niños adorables con sonrisas y hoyuelos que destruirían una aldea entera en uno de sus berrinches.

Su madurez mental se congelaba a la edad en que fueron transformados, pero obviamente tenían los dones básicos vampíricos; como mayor fuerza y ​​velocidad, así como que algunos pudieron heredar dones sobrenaturales.

Historia Editar

La ejecución de Sasha.JPG

Sasha a punto de ser ejecutada por crear y defender a un niño inmortal.

A veces, el comportamiento en grupo ocasionará una respuesta más fuerte por parte de los Vulturi; las Guerras del Sur son un ejemplo. Otro ejemplo sería la prescripción de niños inmortales.

Debido a que eran demasiado jóvenes para ser controlados, los Vulturi mataron a todos los que podían ser encontrados. Bajo esta ley, todo aquel que conozca o se mantenga al lado del niño también seria ejecutado. Innumerables humanos y vampiros fueron masacrados a causa de estas creaciones. Los creadores de los niños inmortales y los que sabían de ellos estaban totalmente dedicados a los niños y se opusieron a los Vulturi a toda costa para protegerlos, y fueron todos destruidos en el proceso. Un ejemplo de ello fue Sasha (vampiresa, creadora y madre adoptiva de Tanya, Kate e Irina), quien fue ejecutada por los Vulturi por crear a un niño inmortal llamado Vasilii, quien llamo la atención del mundo humano aniquilando una villa entera de humanos en Eslovaquia.

Los Vulturi se encontraron a sí mismos sancionando a clanes particularmente por el comportamiento de sus criaturas inmortales con mucho mayor frecuencia que por otros casos de desacato a la ley. Debido a la devoción inspirada por las criaturas inmortales, los Vulturi se veían forzados a aniquilar clanes enteros con tal de destruir a un niño inmortal. Tras mucho analizar el asunto, los Vulturi decretaron que estas criaturas no eran capaces de seguir las reglas, y por lo tanto dejó de ser legal crear a una de ellas. Cualquiera que fuera responsable de crear a tal criatura seria destruido. Hubiera el niño quebrantado la ley o no. La creación de uno se había convertido desde entonces en el peor crimen en el mundo de los vampiros.

Legislación Vampírica Editar

La ley básica del mundo vampírico es que todos los vampiros deben proteger el secreto de su existencia. Esto afecta la vida vampira en diversas formas. Los vampiros deben ser bastante discretos en su cacería y comportarse de manera que los humanos no se enteren de su presencia. O, si un humano estuviera a punto de enterarse, el vampiro culpable sería responsable de silenciar a esa persona. Ninguno de éstos es un cometido particularmente difícil. Mientras la interacción de un vampiro con los humanos no arraiga una amplia atención, no hay consecuencia para el vampiro. Muchos vampiros tienen relaciones con los humanos en diversos grados, y en la medida en que se queden dentro de los límites, los Vulturi no tienen conocimiento de eso. De cualquier forma, si algo sospechoso —algo que pueda indicar la existencia de vampiros- se llegara a conocer tan ampliamente como para aparecer en las noticias de los humanos, o incluso en la ficción creada por humanos, los Vulturi rastrearían el rumor hasta su origen.

Enseñanza de la Ley Editar

Las leyes vampiras no están escritas; escribirlas sería por sí misma una infracción. Las leyes se transmiten de viva voz de la boca del creador al recién nacido, y cada creador es responsable del comportamiento de su creación. Si un recién nacido es abandonado por su creador (algo que pasa muy rara vez dada la dificuldad de crear a un nuevo vampiro), el neófito, aunque sea ignorante de la ley, sigue siendo objeto de castigo por cualquier acto temerario que cometa.

Mitos Sobre los Vampiros Editar

Existen muchos mitos sobre los vampiros, la mayoría de ellos creados y puestos en circulación por los Vulturi. Su propósito es enmascarar la existencia de los vampiros detrás de historias cuya veracidad jamás se podría comprobar, así como para ayudar a un vampiro a “comprobar” fácilmente ante un humano, que cree en los mitos, que no es un vampiro (por ejemplo, tocando una cruz o parándose ante un espejo). Además, estos mitos les dan a los humanos una sensación de control respecto a lo sobrenatural. A pesar de que los vampiros jamás se encuentran en peligro alguno ante los humanos, los Vulturi sostienen que la ignorancia humana hace que la caza sea más cómoda para todos.

Los Mitos Propagado por los Vulturi

  • Los vampiros se calcinan con el sol.
  • Los vampiros siempre están inconscientes durante las horas en que hay luz de día.
  • Los vampiros no tienen reflejo.
  • Los vampiros pueden ser dañados por cruces, agua bendita y ajo.
  • Los vampiros tienen colmillos visibles.
  • Los vampiros pueden asumir la forma de un murciélago.
  • Los vampiros deben tener consentimiento para entrar a una casa.
  • Los vampiros pueden ser muertos por una estaca de madera asestada en su corazón.

Verdades que los Vulturi Fueron Capaces de Erradicar con el Tiempo

  • Los vampiros tienen ojos rojos o negros (el dorado no era una opción conocida en ese entonces).
  • Los vampiros reflejan la luz solar prismáticamente.
  • Los vampiros nunca duermen.
  • Los vampiros son casi indestructibles.

Verdades que los Vulturi No Fueron Capaces De Sofocar

  • Los vampiros son inflamables.
  • Los vampiros son pálidos.
  • Los vampiros beben sangre.
  • Los vampiros son bellos.
  • Los vampiros son inmortales.

Un beneficio de las verdades sobrevivientes es que hay humanos que incluso buscan a los vampiros en un intento por obtener belleza o inmortalidad. Esto beneficia a los Vulturi o a otros clanes cuando quieren a un frente humano como fachada.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar